Huevos rellenos de bonito en escabeche

Huevos rellenos de bonito en escabeche

Ingredientes para 4 personas

  • 6 u 8 huevos
  • Unos 200 g de bonito o atún en escabeche
  • 4 ó 5 cucharadas de salsa de tomate
  • 1 pimiento morrón de lata o uno o dos del piquillo

Para la salsa mayonesa

  • 1 huevo
  • Aceite de oliva suave o de girasol o mezcla
  • Sal
  • Unas gotitas de vinagre o limón o los dos

Modo de hacerlo

Huevos rellenos de bonito en escabeche

Huevos rellenos de bonito en escabeche

Lo primero que hay que hacer es sacar los huevos de la nevera – tanto los que vamos a cocer como el de la mayonesa – por lo menos una hora antes de utilizarlos, al estar a temperatura ambiente conseguiremos por un lado que no se rompan al hervir y por otro que no se corte la mayonesa.

Ponemos a cocer los huevos en una cazuela partiendo de agua fría con un chorretón de vinagre o un poco de sal – para que se pelen mejor – y a partir de que el agua empiece a hervir los dejamos diez minutos; si los dejamos más tiempo corremos el riesgo de que la yema se ponga verdosa. Una vez cocidos, los escurrimos y dejamos reposar en agua fría.

Mientras se cuecen hacemos el relleno. Abrimos la lata de escabeche, la escurrimos todo lo posible y la añadimos a un bol.

Machacamos con un tenedor y vamos incorporando la salsa de tomate, la que admita, no tiene que quedar ni líquido ni excesivamente seco, con unas cinco cucharadas soperas será suficiente, picamos el pimiento muy pequeñito, lo añadimos (ya sea del piquillo o morrón) y reservamos.

Pelamos los huevos, los partimos por la mitad a lo largo, sacamos y reservamos las yemas y con un sacabolas sacamos parte de la clara con cuidado de no romper el huevo (normalmente cuando cocemos el huevo la yema se desplaza a un lado y en el otro queda toda la clara cuajada, de esta manera conseguimos hacer el huevo más uniforme y por otro lado conseguimos más relleno). La clara que hemos sacado la picamos finamente y la añadimos al relleno junto con algunas yemas rayadas reservando otras para decorar al final.

Para la mayonesa, pues lo de siempre, atemperar el huevo, añadir el aceite, a mi en este caso me gusta más con aceite de girasol y si no un o,4 de oliva suave sin mucho sabor, las gotitas de vinagre, limón, sal y batir, sin mover la batidora hasta que cuaje, luego unos meneillos y a la nevera. Si es verano podemos hacer lactomayonesa que es lo mismo lo único que hay que sustituir el huevo por leche, puede ser leche desnatada y las medidas son por una de aceite la mitad de leche, el resto todo igual; podemos añadir especias como cúrcuma, curry, incluso hierbas, espinacas y demás, vamos, lo que queramos. Lo bueno de hacerla mayonesa con leche es que dura mucho más tiempo y no tenemos el problema de la salmonela.

Añadimos al relleno la mayonesa necesaria y rellenamos los huevos o bien rellenamos los huevos, les ponemos la mayonesa por encima, rayamos las yemas que teníamos reservadas y acompañamos de algo verde, lechuga, brotes, rúcula incluso unos espárragos, patata cocida…

Se pueden rellenar con una cuchara o una manga pastelera.

1 comentario en esta receta

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies